When you install WPML and add languages, you will find the flags here to change site language.

Andrés Neuman y Juan Trova: Alguien al otro lado.

Entre el 23 de septiembre y el 6 de octubre se celebró en Córdoba la 10ª edición del Festival Internacional de Poesía Cosmopoética. Esta corresponsal de Baidewei en su Córdoba natal tuvo el placer de asistir a uno de sus eventos, en la Sala Polifemo del Teatro Góngora: un concierto-recital basado en el libro con disco ( o viceversa ) titulado Alguien al otro lado.

Alguien al otro lado es el resultado de una amistad entre dos hombres que se hicieron cómplices en cuanto se conocieron: Andrés Neuman, narrador y poeta argentino y medio  granadino, con una buena pila de libros en su haber, y Juan Trova, músico y trovador granadino por entero, con unos cuantos discos a cuestas. Sentados en una terraza en el fingido otoño cordobés, entre cervecitas y sabrosas viandas después del espectáculo, en la noche del día 1 de octubre, Juan me explica cómo se gestó esta joya de versos musicados y recitados. El proceso duró dos años y comprendía, en primer lugar, la selección de los poemas que mejor se prestaran a ser musicados; una vez compuesta la música,  a la hora de acoplar los versos a la música Andrés tuvo que realizar pequeños cambios de palabras que facilitaran la entonación y evitaran equívocas interpretaciones.

En Alguien al otro lado encontramos una buena gama de sentimientos y emociones: amor, deseo, alegría, admiración, nostalgia… El amor aparece a veces combinado con originales toques de ironía que nos hacen (son)reír. Todos ellos denotan que detrás hay auténticas experiencias de vida, poesía en el más noble sentido de la palabra.

Alguien al otro lado nos brinda la oportunidad de vivir una experiencia poco frecuente y altamente gozosa, que querríamos disfrutar más a menudo. Por un lado, la de leer los poemas en silencio, como se ha hecho siempre; por otro, la de escuchar las versiones musicadas de esos poemas; y, finalmente, la de escuchar al propio poeta recitándolos.

En los poemas cantados la voz de Trova se pliega, juguetea, sube y baja, nos envuelve. A mí me encanta cómo pronuncia la palabra “ espectral “, en concreto, en la divertida Albada de la joven estudiante. La música está compuesta con la ayuda de los arreglos de Alberto Ruiz y Nicolás Medina, los otros miembros de esta original tropa. Es una música ecológica, las guitarras suenan sin aditivos ni edulcorantes artificiales, con sorprendentes ritmos porteños a veces. En cuanto a Andrés Neuman en su papel de recitador, tengo que decir que su voz nos enamora, amoldándose al tono y tema de cada poema; cálida y susurrante en el precioso poema titulado Canción de cuna para una mujer.

Se acaba el disco y pensamos “ ¡Quiero más! “. Y sí, hay más, en el libro se añaden otros tantos poemas, como Mujer leyendo ( uno de mis preferidos ), deliciosos haikus o el conmovedor poema titulado El jardinero, donde rememora a su abuelo en su infancia bonaerense.

Alguien al otro lado está publicado en la Editorial Comares, de Granada, dentro de la colección La Veleta, dirigida por Andrés Trapiello.

 

baidewei (109 Posts)


0