When you install WPML and add languages, you will find the flags here to change site language.

Javier Ablanque

Si en pasadas fechas publicábamos en la revista una reseña sobre el lanzamiento del libro La batalla de Trafalgar vista por un hombre de Ciencia de Javier Ablanque, hoy queremos trasladaros una entrevista con este excelente divulgador científico, en la que nos amplía un poco su trayectoria creativa y nos conciencia sobre la importancia de la ciencia en nuestro día a día.

Javier es ingeniero agrónomo por la Universidad Politécnica de Madrid (UPM) y posee el Diploma de estudios avanzados en Física aplicada por dicha Universidad. Ha publicado varios libros en el ámbito de la divulgación científica y acaba de debutar como divulgador radiofónico en el programa “A hombros de gigantes”, espacio dirigido y presentado por Manuel Seara Valero en las madrugadas de los lunes en Radio 5 – RNE.

¿Cómo te empezó a interesar el mundo de la ciencia?

Para contestarte a esta pregunta debo remontarme a la escuela. Recuerdo aun el día en que el profesor nos enseñó el magnetismo con ayuda de un par de imanes, aquello todavía me asombra y es que la ciencia es sorprendente.

En plena era tecnológica considero que estamos perdiendo la capacidad de asombrarnos, por ejemplo, todos estamos acostumbrados a ver la televisión en nuestras modernas pantallas y a llamarnos por teléfono con nuestros móviles de última generación pero no somos conscientes del fenómeno científico que lleva detrás y del asombroso avance científico experimentado en las últimas décadas.

 ¿Cómo te iniciaste en el mundo de la escritura? ¿En qué momento decidiste divulgar el lado práctico de la ciencia, escribiendo sobre ello?

Como miembro del grupo de innovación educativa Física Interactiva de la Universidad Politécnica de Madrid, tengo escritos algunos artículos sobre enseñanza de la Física y algún libro sobre prácticas de laboratorio de Física. Se me ocurrió un buen día, el tratar de acercar la ciencia al mayor número de lectores posibles, tratando de de mostrar su lado más práctico y curioso, y en ello estoy actualmente.

¿Tuviste algún referente de escritores que trataran este tema?

Sí, he leído varios libros de divulgación como por ejemplo algunos de Asimov y Hawking, que son un buen referente para cualquiera que quiera dedicarse a la divulgación científica.

Háblanos de los libros que has publicado y haznos breve retrospectiva de cada uno de ellos.

Mi primer trabajo fue Prácticas de laboratorio de Física, Editorial Ariel (2002). Esta obra fue finalista en el iv concurso Física + Matemáticas en acción celebrado durante los días 26 al 28 de septiembre de 2003 en el Museo de la Ciencia y la Técnica de Cataluña, en Tarrasa, en el marco de la Semana Europea de la Ciencia y la Tecnología 2003.

A este le siguió La Física de un día, Equipo Sirius (2009), que es una obra de divulgación científica en la que se narra un lunes cualquiera en la vida de un estudiante llamado Marcos, todo ello analizado y explicado desde el punto de vista físico. Por ejemplo, nada más levantarse, Marcos se calienta un vaso de leche en el microondas, pues bien, se explica en el libro el funcionamiento del microondas con ayuda del supuesto profesor de Marcos, que es quien narra la historia.

Después vino Laboratorio de Física con soporte interactivo en Moodle, Pearson (2010), publicación con la que quiero complementar las enseñanzas de la Física General del bachillerato de excelencia y de los primeros cursos de Grados en Ciencias o Ingeniería mediante prácticas de laboratorio, fue Mención de Honor del concurso Ciencia en Acción 2012.

Y por supuesto, mi último libro La batalla de Trafalgar vista por un hombre de Ciencia (Editorial Educex, Extensiones científicas educativas de la Real Sociedad Española de Física, 2012),

Háblanos de este último libro, ¿por qué elegiste la batalla de Trafalgar y no la de Lepanto, por ejemplo? ¿Por qué una batalla naval y no una terrestre? ¿Tienes pensado en el futuro afrontar otras nuevas batallas?

Se me ocurrió contar algún pasaje histórico desde el punto de vista científicoy me acordé de Trafalgar, una batalla muy analizada pero que no deja de sorprender. Además, existe mucha bibliografía sobre la que trabajar a la hora de sacar datos para tratar de explicar algunos sucesos desde el punto de vista científico.

En este libro pueden encontrarse pinceladas sobre biología, química y física, todo ello relacionado sobre la batalla de Trafalgar y es que la ciencia está en todas partes y como no, también lo estaba en Trafalgar.

Tengo pensadas otras batallas y algún otro proyecto que considero podrían ser interesantes.

Vas a empezar tu andadura en la Radio; cuéntanos cómo se presenta.

Efectivamente, esta semana empiezo con una nueva sección dentro del programa A hombros de gigantes, de RNE y es un proyecto que acojo con gran ilusión. En esta sección explicaré grandes hechos históricos desde el punto de vista físico, continuando con la misma filosofía que la que me llevó a escribir La batalla de Trafalgar vista por un hombre de Ciencia.

Espero que guste esta nueva sección y estaré encantado si se anima alguno de vuestros lectores.

No quiero despedirme sin antes agradeceros el interés mostrado por vuestra interesante revista.

Para terminar y a modo de ejemplo de ciencia aplicada, nos levantaremos apoyando los pies bajo la silla tras despedirnos, sin darnos cuenta que con ello lo que conseguimos es que la vertical que pasa por nuestro centro de gravedad caiga sobre la superficie que ocupan nuestros pies y si no, que traten tus lectores de levantarse con los pies adelante, ¡verán lo complicado que es!

 

Ángel Cuesta (20 Posts)


0